15 de abril de 2015

La separación de mi segunda hija


Después de pañalear en los últimos post os hablaré de algo más serio.


Comencé el 2015 con mi nueva maternidad, en el blog no he hablado casi o nada de ella aún, estoy en pleno proceso de puzzle y duele mucho ir uniendo las  piezas que tengo, buscar las que me faltan y ver porque algunas que aparentemente parecen 'casar' a mi no me 'casan'.... así que iré poco a poco.


Hoy hablaré de lo que pasó casi un día después de que naciera mi segunda hija: NOS SEPARARON. A falta de 4 horas de cumplir nuestro primer día de vida juntas, en pleno subido oxitocino compensatorio por un nacimiento horrible, sin separarnos en esas 20 horas... debido a una incompatibilidad en la sangre NOS SEPARARON.

Todavía recuerdo cuando la enfermera se alarmó al verla amarilla y avisó al pediatra rápidamente, él vino con su sentencia INGRESO INMEDIATO EN NEONATOS por hiperbilirrubina debido a la incompatibilidad de la sangre. Mi cara y mi respuesta fue 'pero la niña está bien, no es para tanto'.... Pues sí, era para tanto... 'la gran procesión' iba por dentro. Estuvo al límite de la exanguinotransfusión, y no se podía perder tiempo. No era un poco de ictericia... Era un nivel de bilirrubina tan alto que había que actuar ya porque podía haber daños neurológicos.

Tal cual,

Yo que aún estaba con la cabeza en otra parte, que sólo me compensaba su nacimiento horrible tenerla conmigo, no la iba a tener.

Ingreso en neonatos, con 4 lámparas. No podía abandonar las lámparas bajo ningún concepto FOTOTERAPIA INTENSIVA.

Afortunadamente, eso me pasó en un hospital donde el acceso a neonatos es 24 horas. Podíamos entrar y salir a nuestro antojo. Yo seguía ingresada y en pleno proceso de recuperación en la habitación, e iba a sacarme leche cada pocas horas.

No imagino un acceso con horarios, con restricciones.

Aquí en los días que estuvo sin poder abandonar las lámparas le dimos de comer mediante la técnica 'dedo-jeringa', le cambiamos pañales en la cuna y también fuera, la pudimos bañar (aunque yo no me atreví)... nos integraron en sus cuidados porque obviamente ERA MI HIJA. Hay veces que cuando das a luz en un hospital, tienes la sensación de que los sanitarios tienen más derecho sobre tus hijos que tú. 




Estuvo ingresada 9 días, la bilirrubina es muy engañosa. Tuvo un día entero de fototerapia intensiva sin sacarla de las lámparas, luego dos días de poder sacarla para mamar, otros dos días intensivos sin poder sacarla, y los últimos días la pudimos sacar para mamar y algún rato más.

Fue muy muy duro.... horrible. Al tratamiento de la fototerapia se sumo el tratamiento con glamagobulina que se lo pusieron a través de la vía que llevaba. Con eso, 'nos libramos' de la exaguinotransfusión... 

Agradezco que estuviera en ese hospital, la cuidaron muy bien, viví como no dejaban en absoluto llorar a ningún bebé. Había otros en incubadora o con otro tratamiento y en cuanto se quejaban o los cogían o avisaban rápidamente a los padres/madres si no estaban a su lado.

Para que os hagáis una idea, mi hija mayor pudo estar en neonatos también, conociendo a su hermana, aunque el sitio no era el mejor para las presentaciones, Laida pudo tocar a su hermana pequeña Iris y aprendió cómo comían los bebés que no podían tomar  teta.


Laida tocando el pie de su hermana Iris

Después de que a mi me dieran el alta, pude usar una sala que habilitan para los padres y madres para que nos duchemos, dejemos nuestras pertenencias, comamos (nos dan de comer, cenar y desayunar) e incluso durmamos (aunque yo dormí en el sofá al lado de mi hija). Tienen una política de 'unión familiar' (por llamarlo de alguna manera) donde me sentí integrada y dentro de la gravedad de la situación hicieron que se llevara mejor. 


Mi hija nació en el hospital de Torrejón de Ardoz-Madrid, a día de hoy me parece de lo más importante a la hora de elegir un hospital para parir, cuál es su política de neonatos: acceso y cuidados.



2 comentarios:

  1. Dentro de la gravedad de una separacion tan prematura, da gusto escuchar q el hospital era muy HUMANO para los neonatos. Que cunda el ejemplo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue muy duro, no imagino un sitio con horarios, hubiera sido horrible y desesperante. Ojalá fuera lo normal, pero sé que no...
      Además, la posibilidad de que estén los hermanos es algo increible.

      Gracias por comentar.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...